El incremento en el uso de internet durante la pandemia de Covid-19 ha dejado al descubierto el problema de accesibilidad en muchos lugares. 

 

Según el estudio más reciente del Instituto de Investigación de Capgemini, urge en el mundo la necesidad de poner fin a la brecha digital que existe entre la población conectada y la población desconectada, una necesidad que se ha acentuado de forma significativa ante esta situación mundial; estar desconectados hoy conduce a la exclusión social e impide el acceso a los servicios públicos.

Los sectores tanto público como privado deben actuar ya conjuntamente para facilitar el acceso a servicios digitales críticos, combatir la exclusión social, facilitar las oportunidades profesionales de la población desconectada, además de construir una comunidad global de acción en el campo de la inclusión digital, desde la cual movilizar a otros miembros de sus sectores, ONG, el mundo académico y administraciones públicas para promover políticas de inclusión digital a través, por ejemplo, de proyectos pro bono que se sirvan de sus conocimientos y experiencia.

Este trabajo pone de manifiesto que, incluso antes de la pandemia, el 69% de las personas sin acceso a Internet vivía en la pobreza y que el 48% deseaba acceso a Internet, cifras que seguramente habrán crecido como consecuencia de la situación mundial de los últimos meses.

Ahora, la situación hace evidente la gravedad del asunto. La pandemia ha impuesto un cambio en la forma en que la gente vive, trabaja y se relaciona, y a medida que crece el desempleo y las personas se quedan aisladas de sus comunidades, tener un nivel básico de inclusión digital se ha convertido en algo universalmente imprescindible.

Fuente (texto e imágenes) : https://www.ituser.es/actualidad/2020/05/al-descubierto-asi-se-hace-visible-la-brecha-digital-en-tiempos-de-pandemia