Desde el mes de marzo, los mexicanos vivimos un confinamiento debido a la PANDEMIA originada por el COVID-19, hasta ese momento la información que teníamos respecto a este virus era mediante los noticieros o los videos que se compartían en las redes sociales, muchos de nosotros no sabíamos cómo actuar frente a una pandemia y debido a la facilidad en el contagio, la única manera de reducir ese riesgo era seguir las recomendaciones que nos daba la OMS, el gobierno federal y autoridades estatales a lo largo y ancho del país.

Algunas de las recomendaciones que debemos seguir es el uso de cubrebocas, guantes desechables, evitar tocarse la boca, los ojos y la nariz sin un previo lavado de manos; el cual también aprendimos a hacerlo de forma correcta.

Al regresar a casa es necesario dejar afuera los zapatos, debemos limpiar con frecuencia las superficies y si realizaste compras limpiar cada envase con agua y jabón; es muy importante reconocer que de forma personal y en nuestros hogares, nosotros somos los responsables de seguir todas las recomendaciones para evitar la propagación del virus, pero, ¿en la calle? ¿Qué medidas se tomarán para evitar mayores contagios?

La tecnología hoy está jugando un papel muy importante en todos los aspectos y el gobierno mexicano como muchos otros sumaron una más para esterilizar los espacios públicos, me refiero a los DRONES, pero primero hablaremos un poco de:

¿Qué es la esterilización y desinfección de ambientes?

La esterilización y desinfección ambiental es una técnica de saneamiento que tiene como finalidad la higienización del establecimiento a ser tratado y a la destrucción de los microorganismos patógenos (bacterias, virus y hongos), a través de desinfectantes y productos de desinfección. 

¿Por qué hacer una esterilización ambiental?

Para evitar contagios de virus y bacterias presentes en ambientes donde transitan y trabajan personas.

¿Qué beneficios tiene este tipo de esterilizados?

  • Contribuye a crear un ambiente saludable, libre de enfermedades.
  • Evitar el contagio cruzado de enfermedades.

¿Cómo funciona?

Control sobre bacterias, virus, hongos y otros patógenos a través de la aplicación de desinfectantes autorizados por los servicios de salud.

Los drones están siendo los encargados de esterilizar los espacios públicos en varios estados de la República Mexicana, la anatomía de estos aparatos pueden variar, pero aquí les traemos la descripción de alguno de ellos:

Cuentan con un cilindro el cual es un radar de detección de obstáculos, que además de controlar la altura evitará el contacto directo con cualquier objeto en una distancia de hasta 2 metros. La batería tiene una duración de 17 minutos en vuelo aproximadamente con carga llena, cuenta con bombas encargadas de pulverizar hasta 1.8 litros por minuto, tiene 8 motores redundantes, lo que permite que aún con la mitad de los motores pueda seguir en el aire y además está diseñado para ser modular, esto quiere decir que si alguna parte llega a fallar puede ser reemplazable. 

El cuerpo está hecho de plástico y fibra de carbono lo cual lo hace muy resistente, los motores trabajan a 13,000 revoluciones por segundo y por la estructura de este aparato en trabajos de sanitización a una altura de 5 ó 6 metros todas las partículas que disperse tocarán el piso en un radio de hasta 5 metros.

El uso de los drones en esta pandemia no se ha limitado a la esterilización, algunos se han equipado con altavoces para instruir a la población sobre las acciones que se deben realizar.

Hoy en día está comprobado que tenemos que aprender a convivir no sólo con los drones, si no con la nueva tecnología, la cual crece de manera exponencial. En un futuro los drones no solamente nos servirán para esterilizar o para simplificar actividades agrícolas, los drones son parte del principio de esta nueva era tecnológica con la que ayudaremos a combatir contagios como el  COVID-19, nuevos virus, etc., hagamos de la tecnología nuestro mejor aliado en nuestra vida diaria.